En el corazón de la extraordinaria zona de l’Empordà, en la mitad de la paz que entrega la naturaleza y a unos minutos del animado ámbito de las lindas playas y ciudades de la Costa Brava, el Hotel Castell d’Empordà invita a vivir una experiencia única cargada de historia, naturaleza, tranquilidad, diseño y sofisticación. El cobijo idóneo para desconectar de todo dejándose envolver por la magia del pasado al alojarse en un idílico castillo cargado de historia pero con todas y cada una de las comodidades de un hotel a la altura de las esperanzas del viajero de hoy mucho más riguroso.

El Hotel Castell d’Empordà recibe el verano dando la bienvenida a su nuevo y increíble espacio Da.lí d’Empordà. Un espacio único, situado sobre una colina, donde huéspedes y visitantes van a poder darse un refrescante chapuzón en su increíble piscina chill-out de gran lujo, saborear una exquisita comida o cena con pasmantes vistas al valle de L’Empordà y gozar de atractivos cócteles al son de animados DJs, mientras que presencian la magia de la puesta de sol mucho más increíble de Cataluña.

El nuevo Da.lí d’Empordà es un espacio donde es viable reposar y celebrar en un mismo día. Una mezcla especial de contrastes aparente asimismo en la decoración del espacio, donde el embriagador ambiente tradicional del castillo ha influido en el diseño contemporáneo tanto de los interiores como de los exteriores, que muestran una mezcla de elementos icónicos y coloridos del enorme artista español Salvador Dalí, con atractivos toques de rosa, colorado y dorado, que contrastan de forma asombroso con la arquitectura del monumental castillo y se mezclan con perfección con la pasmante vista del valle del Empordà. Una vista que se puede gozar en la mejor compañía a lo largo de todo el día, desde el amanecer hasta el atardecer.

Sunset Terrace Experience
El nuevo espacio Da.li d’Empordà y su increíble piscina chill out proponen una única experiencia que solo va a estar libre a lo largo de los meses de julio y agosto, en días limitados.

De jueves a domingo (de julio y agosto) la Sunset Terrace Experience es la mejor forma de gozar de los sensacionales anocheceres del Empordà en un ámbito único y selecto en el final de un caluroso día, relajándose en la piscina, gozando de un baño y empapándose de las sensacionales vistas mientras que animados DJs alargan las dinámicas vibraciones de la Costa Brava.

Tras relajarse, llega el instante de refrescarse con un coctel y examinar las exquisiteces de cocina libres en Castell d’Empordà mediante una selección de exquisitas tapas y platos.

La Sunset Terrace Experience se prolonga desde las 17.00 h. hasta las 22.00 h.

De 17.00 h. a 19.00 h. reserva de tumbona + toalla + agua embotellada por 20 euros/persona.

Desde las 19.00 h, reserva de mesas para cenar y tomar una copa mientras que la música prosigue.

Jueves: 15, 22, 29 de julio y 5, 19 y 26 de agosto.

Viernes: 16, 23, 30 de julio y 6, 20 y 27 de agosto.

Sábados: 17 de julio y 7 y 21 de agosto.

Domingos: 1 y 15 de agosto.

El lujo de alojarse en un castillo del siglo XIV
Al cobijo de las lomas del valle del Empordà, el Hotel Castell d’Empordà se asoma por sorpresa con apariencia de un increíble castillo que se mezcla con el paisaje rural catalán ya hace mucho más de siete siglos. Magníficamente restaurado y transformado en un único hotel por su de hoy dueño, Albert Diks, este castillo de diseño atemporal y con alma, conecta con el pasado y la espléndida naturaleza que circunda la propiedad, transformándose en un hogar satisfactorio donde los huéspedes tienen la posibilidad de sentarse de forma cómoda degustando un óptimo vino o gozar de deliciosos manjares y de inacabables diálogos en alguno de sus sensacionales espacios interiores o al aire libre.

El Castell d’Empordà prosigue de pie desde 1301 como testigo de la historia y ejercita en la actualidad de guardián de la herencia cultural de España. Pues, como apunta su dueño, “la historia muere si es imposible rememorar”. De este modo, la propiedad mantiene su hermosa capilla del año 1600, al lado de valiosas proyectos artísticas que decoran sus espacios y hasta sorpresas como el modelo a escala mucho más grande de Europa de la guerra de Waterloo, con 2.000 soldaditos y 500 caballos de plomo pintados a mano.

Distintas proyectos históricas y referencias pretéritas decoran asimismo las 57 suntuosas habitaciones de este hotel, ciertas de ellas tan singulares como las Habitaciones Dalí, que rinden homenaje al glamur de la Costa Brava en los años setenta y proponen vistas a la campiña; las habitaciones situadas en la torre del castillo; las impresionantes Habitaciones Jardín, rodeadas de olivos y robledos; las estancias situadas dentro del castillo, que reproducen la sensación de los días pasados, con elementos decorativas y pinturas coleccionadas por los dueños a lo largo de sus viajes, o la única Suite Pere Margarit, con un salón tradicional, una bañera original victoriana y un ámbito majestuoso, obra del popular diseñador Menno Kroon.

El Hotel Castell d’Empordà es asimismo entre los sitios mucho más distinguidos de España para ordenar acontecimientos recordables, en sus diversos espacios que reflejan las historias del pasado, envueltos en el interminable mantón de olivares de L’Empordà.

Esta rica zona inspira cada día al chef Yuri Hovius a idear platos distinguidos basados en los artículos frescos locales, para el delicioso Lugar de comidas Drac del hotel, que da una vigilada carta fundamentada en la interpretación de platos tradicionales. Y para esos que eligen gozar de una muy elegante experiencia culinaria con la visión mucho más increíble del valle, el Lugar de comidas Tres Margarit, ubicado entre las torres viejas del castillo, ofrece exquisitos platos para comunicar, pescado y carne a la brasa, al lado de deliciosos menús.

Por medio de su cautelosa combinación de historia, diseño y últimas tecnologías, Hotel Castell d’Empordà se transforma en el cobijo perfecto para soñar y gozar de las múltiples opciones de relax y ocio de la codiciada Costa Brava, desde un ámbito único y favorecido.

Sobre Hotel Castell d’Empordà
Hotel Castell d’Empordà es un hospedaje casual-chic de 4 estrellas, ubicado en la Costa Brava. Da 57 habitaciones que mezclan toda la magia de un castillo milenario con el diseño y el confort mucho más recientes. Está situado en una finca de precisamente 12 hectáreas, tachonada con olivos y robles, y tiene 2 fabulosas piscinas con vistas panorámicas.

HOTEL CASTELL D’EMPORDÀ
Cra. Castell d’Empordà
17115 La Bisbal d’Empordà (Girona)
www.hotelcastellemporda.com

#Hotel #Castell #dEmpordà #estrena #nuevo #espacio #Dalí #dEmpordà

Fuente: Comunicae