Publicar sobre ciencia con algo de humor es la iniciativa del primer libro de ‘La ciencia de Jaun’

Foto de Martín el científico


El equipo del blog La ciencia de Jaun termina de difundir un libro de divulgación científica dirigido al público mucho más joven de la vivienda en el que no falta el sentido del humor.

Martín, el científico (editorial Círculo Colorado) es una iniciativa osado para arrimar cuestiones científicas que están presentes en el día a día a los pequeños y pequeñas y, de esta forma, comunicar en ellos un interés temprano por las distintas ramas de la ciencia.

«La iniciativa básica de la que partió la iniciativa del libro fue: ‘¿Qué libro deseo que lean mis hijos?’.

La contestación es un libro entretenido, simple de leer que quiere publicar ciencia con algo de humor.

La iniciativa final es que los pequeños deseen imitar ese interés de Martín como en el momento en que leen un libro de magia y desean ser magos».

El libro recopila las aventuras de su personaje principal Martín, un niño de nueve años, en quince cuentos que viran cerca de un tema científico relacionado con la física, la química o la biología y contados en un tono entretenido que enganchará a los pequeños.

Martín, el científico es un libro indispensable para leer en familia y poner en práctica los ensayos que su personaje principal efectúa; de esta manera, los mucho más pequeños van a poder comprender de primera mano procesos físicos como los estados de la materia, la ley de la inercia o el sistema del sol. Asimismo van a conocer mucho más de cerca de qué forma marcha su cuerpo o de qué manera se nutre una planta mediante la fotosíntesis, entre otros temas.

«Comunicar la ciencia desde un criterio escéptico en familia pienso que es muy positivo en la educación de los pequeños y pequeñas. Y pienso que, después, el trabajo en las salas con las ciencias puede ser mucho más simple».

Los contenidos escritos tan entretenidos y activos que escribió Eneko Huarte-Mendicoa, coautor del libro, y su equipo vienen acompañados de unas simpáticas ilustraciones de Martín Melogno y Daniel Naranjo, con lo que asimismo resulta muy atrayente en lo que se refiere a lo visual.

Una apuesta muy original y precisa, ya que nace con el espíritu de hacer referentes y que los mucho más jóvenes valoren lo antes posible que el saber científico se encuentra dentro de los recursos mucho más apreciados que tiene la sociedad.

El atrayente de Martín, el científico viene avalado por la buena contestación que los pequeños y pequeñas tienen hacia él, que están contentos tanto con las aventuras como con los rechistes y gracietas que hallan en el libro:

«Pero además de esto otros pequeños y pequeñas que lo han leído tienen excelentes respuestas. No solo de los pequeños, sino más bien de sus progenitores que comunican que sus hijos tuvieron una acogida muy efectiva al libro. Como un ejemplo siempre y en todo momento acostumbran a poner ciertos pequeños rechistes de la historia: ‘este chiste de fotosíntesis (por poner un ejemplo) les logró mucha felicidad y lo repiten de manera frecuente'».

Todas y cada una de las familias deberían hacerse con un ejemplar de Martín, el científico, una herramienta indispensable para despertar en los inferiores la curiosidad por la ciencia desde edades tempranas.

Un libro muy entretenido que entretiene a los mucho más jóvenes que van a pasar las tardes leyendo y jugando a ser científicos.

Martín el científico está ahora libre en las librerías en línea, para llevar conocimiento y diversión a todas y cada una de las viviendas.

#Publicar #sobre #ciencia #con #poco #humor #iniciativa #del #primer #libro #ciencia #Jaun

Fuente: Comunicae