La disponibilidad de múltiples óvulos incrementa el éxito de estas técnicas y reduce el coste medio por niño nacido. No obstante, es requisito lograr un equilibrio en la estimulación, tanto para eludir el avance deficiente de los óvulos (hiporrespuesta), como una contestación de los ovarios exagerada (hiperrespuesta), que puede ocasionar una hiperestimulación ovárica reduciendo la calidad de los óvulos. En sus formas mucho más severas, la hiperestimulación impide la transferencia de embriones y pide una hospitalización de la tolerante tras el intento de FIV.

Protocolos
Más allá de que hay distintas protocolos de la estimulación ovárica, esencialmente se distinguen 2 tipos. En uno, las dosis de las hormonas inyectadas son fijas, ciertas basado en las peculiaridades en general de cada tolerante. El otro, emplea una dosificación maleable, rigurosamente adaptada, introduciendo otros predictores de la reacción individual de cada mujer a la estimulación.

Múltiples nuevos análisis apuntan que, en comparación con los protocolos fijos, los customizados son mucho más eficientes en lo que se refiere a la posibilidad de embarazo. Además de esto, dismuyen el peligro de hiperestimulación. En este sentido, un estudio anunciado en Reproductive Biomedicine En línea, efectuado por estudiosos de 5 países de europa, revela que el régimen personalizado en mujeres en las que se sospecha una hiperrespuesta, optimización la estabilidad efectividad-seguridad en comparación con el protocolo fijo, reduciendo el peligro del síndrome de hiperestimulación ovárica y mejorado los desenlaces de FIV.

Hormona de desarrollo
Estas visualizaciones encajan con las publicadas hace un tiempo en la gaceta Human Reproduction, por el doctor Jan Tesarik y la doctora Raquel Mendoza Tesarik, directivos de la clínica MARGen de Granada. Aparte de asegurar la superioridad de los protocolos customizados de estimulación ovárica, los estudiosos de la clínica MARGen apuntan las ventajas auxiliares del empleo de la hormona del desarrollo a lo largo de la estimulación de en mujeres con una hiperrespuesta a la estimulación. Un estudio previo anunciado en International Journal of Gynecology and Obstetrics por un equipo científico dirigido por el doctor Tesarik, resaltaba los resultados positivos de la hormona del desarrollo en la estimulación ovárica de las mujeres con ovarios poliquísticos, mucho más dispuestas al peligro de la hiperestimulación.

“Una dosificación rigurosamente adaptada de las hormonas usadas para la estimulación ovárica en las mujeres bajo riesgo de sufrir una hiperestimulación ovárica, con o sin el síndrome de ovarios poliquísticos, es extremamente esencial para mejorar los desenlaces de la FIV y reducir los peligros de la intervención”, concluyen el doctor Jan Tesarik y la doctora Raquel Mendoza Tesarik.

#Ajustar #los #protocolos #estimulación #ovárica #incrementa #efectividad #impide #peligro #hiperestimulación

Fuente: Comunicae