A nivel Urológico la pandemia afectó tanto a nivel asistencial «en las consultas que efectuamos a nuestros pacientes, como a nivel quirúrgico, en el incremento de las listas de espera de pacientes atentos de operar», enseña Pep Auget, urólogo.

«A nivel asistencial hemos reconvertido las consultas presenciales tradicionales a consultas telemáticas (telefónicas) en la mayor parte de casos. Esto, en un inicio a consecuencia de la pandemia, probablemente haya venido para quedarse ya que igual algunos pacientes no es necesario que vengan al hospital a visitarse si las pruebas de control son normales. Igual una solicitud telefónica es bastante, si bien hay algunos déficits en este aspecto como la pérdida de relación médico-tolerante o la contrariedad de expresión de la multitud mayor por teléfono», enseña.

Con lo relacionado a nivel quirúrgico, en un inicio la pandemia logró que se cancelaran la práctica integridad de los quirófanos y eso supuso un incremento de las listas de espera. «De a poco vamos recobrando la normalidad quirúrgica pero las distintas olas que se han producido no asisten a hallar la plena normalidad a nivel de los quirófanos con lo que la lista de espera todavía es extendida», mantiene el doctor Auget.

Por todo lo comentado previamente los pacientes se tuvieron que amoldar a una exclusiva forma de conocer al médico, de manera telemáticamente y a ser, jamás explicado de otra forma, “pacientes” en relación al paso que tienen que aguardar para ser operados de una cirugía benigna de próstata o de una piedra en el conducto de la orina por láser entre otras muchas cosas.

El experto opina sobre la administración de esta pandemia que semeja que ve ahora la luz en el final del túnel que «como todo en esta vida, las cosas son mejorables, pero asimismo piensa que a toro pasado ”es muy simple criticar u opinar sobre lo que se hizo bien o mal. Lo cierto es que nos cogió a todos desprevenidos y sin bastante margen para maniobrar, con lo que la administración se realizó como se ha podido, creo que de la mejor forma viable», piensa.

«Los únicos reproches que yo le coloco a la administración de la pandemia es en la carencia de previsión en lo que se refiere a material de protección (escasez de máscaras, EPI’s improvisadas con bolsas de basura, etcétera.) tal como en la carencia de velocidad para tomar algunas medidas de prevención iniciales como el confinamiento domiciliario que igual hubieran repercutido en un menor número de muertos. Pero como he dicho en un inicio: a toro pasado(…)”.

Las protestas de los pacientes
Los pacientes desean que se les escuche, desean poder argumentar sus inconvenientes a su medico de seguridad, desean poder expresarse y o sea lo que mucho más protestas y inconvenientes generó. La implantación de las visitas telefónicas hizo que se pierda una parte de la relación médico-tolerante y varios pacientes solicitan una visita presencial para lograr argumentar sus inconvenientes en consultas.

«Desde la perspectiva de la lista de espera quirúrgica asimismo recibimos protestas de pacientes que llevan bastante tiempo aguardando para ser operados, si bien la mayor parte son muy conscientes del esfuerzo sanitario que se transporta haciéndose ya hace 1 año con el comienzo de la pandemia y comprenden la demora quirúrgica que se ha producido», concluye.

#urólogo #Pep #Auget #enseña #de qué manera #perjudicado #pandemia #fertilidad #masculina

Fuente: Comunicae